GRACIAS A TU DONACION ESTA PAGINA PODRA SEGUIR FUNCIONANDO

Comentarios de Puntadas católicas
COMPARTE ESTA ENTRADA



SIGUENOS
Síguenos en TwitterSiguenos en FacebookSiguenos en Google+Siguenos en PicasaSiguenos en YouTubeSiguenos en BloggerSiguenos en Blogger

Aprende a limpiar almohadas

Antiguamente, la mayoría de las almohadas que se compraban, venían rellenas de lana. Para lavarlas, había que quitar el relleno, escardar, lavar y secar con mucho cuidado y ponerlos al sol. Con este método, la menor brisa, hacía volar los copos por todo el patio y la casa.

En la actualidad, la variedad en almohadas es bastante amplia. Se realizan aún las que llevan plumas, aunque están desaconsejadas para las personas alérgicas, pero las mas comunes son los de copos de espuma de goma o placas de poliéster. Las de plumas y las de espuma, admiten tanto el lavado a mano como en lavadora. Las de poliéster se lavan con agua tibia y se secan al aire libre



Lavado a mano

: Para el lavado a mano se sumerge la almohada en agua tibia con jabón suave, sacándola y sumergiendo dos o tres veces mientras se oprime para que largue la tierra y la suciedad, y se enjuaga haciendo otro tanto. Se repite el enjabonado y aclarado varias veces, tratando de que entre cada secuencia se oree un poco. En el penúltimo enjuague se agrega una cucharada de amoniaco para uso doméstico.

Antes de poner a secar al aire libre, puede pasarse apenas dos minutos por la centrifugadora de la lavadora. Mientras se esté secando se da vuelta de un lado y del otra para que la humedad no se acumule sobre una de las caras. Se secará mas parejo y rápido. Es conveniente realizar el lavado en verano o elegir un día de pleno sol, para que el secado sea mas rápido.

Lavado en lavadora: Antes de comenzar, observa con cuidado la etiqueta de las almohadas para ver las instrucciones de lavado y confirmar si pueden lavarse en la lavadora o no. La mayoría de las almohadas pueden meterse en la lavadora sin problema, pero por si acaso, observa con atención la información en las etiqueta de tus almohadas.

Detergente

Al momento de elegir el jabón correcto para la lavadora, es mejor optar por un jabón líquido y no en polvo para evitar que queden residuos del jabón dentro de la almohada o incluso en el exterior.

Para mantener tu máquina de lavar balanceada mete unos calcetines o algunas prendas pequeñas junto con las almohadas. De esta manera tu lavadora se mantendrá equilibrada y evitarás que pueda llegar a dañarse.

Pon dos veces tu máquina en el ciclo de enjuagado. Cuando la lavadora termine el ciclo de enjuagado, hazla enjuagar tus almohadas de nuevo. El relleno de las almohadas puede acumular mucho jabón durante el lavado, y una sola enjuagada no quitará todo ese jabón, por esto te recomiendo que uses dos veces el ciclo de lavado para dejar tus almohadas como nuevas.

 Para quitarles la humedad utiliza la centrífuga de ciclo suave, para evitar que se formen grumos en el relleno.

 Es conveniente que laves tus almohadas al menos dos veces al año, para que se mantengan limpias mas tiempo.

Fuente:  Variedades




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
loading...
TRANSLATE


EnglishcvFrenchGermanSpainItalianDutchRussianPortugueseJapaneseKoreanArabicChinese Simplified